10 claves para aumentar las ventas de tu restaurante

Compartir en linkedin
LinkedIn
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en pinterest
Pinterest

¿Cómo aumentar las ventas de mi restaurante? Sin duda, una de las cuestiones más recurrentes y uno de los quebraderos de cabeza más frecuentes entre los empresarios del sector. “Tengo un buen producto, el sitio es bonito y está cuidado, mi personal es muy amable y yo me desvivo por mis clientes. ¿Qué más tengo que hacer?” Si este enunciado te resulta familiar, sigue leyendo, porque te vamos a desvelar las razones por las que has llegado hasta ese punto en el que no sabes por dónde continuar. Y seguramente no es que lo estés haciendo mal, sino que te estás dejando cosas sin hacer.

Hoy en Manageat, tu equipo de profesionales de la gestión gastronómica, vamos a tratar de darte las claves para que optimices las ventas de tu restaurante. Y sobre todo, vamos a intentar que recuperes la confianza en tu equipo, tu negocio y en las cosas bien hechas. Esperamos que estos consejos te resulten útiles.

aumentar ventas restaurante

1. Analiza tu carta a conciencia

Seguramente tus platos sean una verdadera delicia, pero incluso así, algunos apenas salen. Ya sabes lo importante que es la carta y su diseño (la comida entra antes por los ojos). Y tanto importa lo que tiene como cómo lo tiene. Es decir, debes por un lado, ayudarte de la ingeniería de menús para saber qué platos te están rentando y cuáles no. Y a partir de ahí, es muy probable que tengas que suprimir o retocar alguno, y que debas potenciar la venta de otros. En este articulo sobre el menu engineering te lo contamos todo con detalle.

Si nos enfocamos ahora en cómo está diseñada tu carta, debemos revisar si el contenido está presentado adecuadamente. Esto es, si tu carta está optimizada y le estás sacando el potencial que realmente tiene. Para aumentar las ventas de tu restaurante es necesario que a los clientes les apetezca pedir lo que aparece en tu carta. Y cuanto más pidan, mejor. Aquí te dejamos una serie de consejos para que consigas una carta perfecta.

Resumiendo,

  • Valora la rentabilidad y el éxito de los platos de tu carta.
  • Rediseña tu carta y optimízala.

2. Prepara a tu personal

El personal de tu restaurante, sobre todo el de sala, es el comercial de tu negocio. Por eso es fundamental que esté bien preparado, tanto en lo que a sus responsabilidades se refiere como en lo referente a la atención al cliente. Para ello, insistimos como siempre hacemos, hay que tener en cuenta que la formación es esencial. Y no sólo por las ventajas que conlleva para el negocio gastronómico sino por las bondades que tiene para los propios empleados (motivación, autoestima, mayor complicidad con la empresa, etc.) Por supuesto, el resto del personal, aunque no esté de cara al público, también requiere de una correcta formación para poder hacer bien su trabajo.

Pero no es solo formación lo que necesitan tus empleados. Para aumentar las ventas de tu restaurante el servicio debe fluir perfectamente desde que da comienzo hasta que acaba. Es decir, el trabajo en equipo ha de ser impecable y todos y cada uno de los trabajadores deben conocer claramente cuáles son sus cometidos y responsabilidades. Y por último, todos deben estar al tanto de los cambios, novedades y decisiones que puedan afectar al devenir de su trabajo. Para ello, es muy importante convocar pequeñas reuniones de puesta al día con cierta frecuencia para todo el personal.

Si resumimos,

  • No descuides la formación de tu personal.
  • Hazles partícipes de lo que ocurre en tu negocio.

3. Fideliza a tus clientes

Nos empeñamos demasiado y consumimos recursos, tiempo y dinero en conseguir nuevos clientes. Sin darnos cuenta de que lo que deberíamos hacer es conservar a los que ya tenemos. Que, de paso, serán los mejores embajadores de nuestro negocio de cara a posibles potenciales clientes. Así, no hay mejor manera de aumentar las ventas de tu restaurante que haciendo que tus clientes vuelvan, que cuando vuelvan consuman más, y que cuando vuelvan otra vez vengan con más clientes. Para ello, es fundamental que siempre escuches y comprendas todo lo que te comunican (verbalmente o no). Entiende sus necesidades y a partir de ahí, comienza a hacerlos fieles a tu negocio. Existen muchos programa para fidelizar clientes y nuestro consejo es que pruebes alguno. Pero antes de nada, la mejor técnica de fidelización es la que nos sugiere el sentido común. La de agradecer, la de escuchar, la de disculparse cuando erramos, la de tener un detalle, la de sonreír

En pocas palabras,

  • Escucha a tus clientes.
  • Implementa un programa de fidelización.

4. Aprende a gestionar los datos

No te imaginas la cantidad de información que pasa por tu negocio a diario. Y tampoco te puedes hacer una idea de lo importante que es esa información bien gestionada. Tenemos la mala costumbre de no darle importancia a la gestión de datos. Nos equivocamos, y mucho. Porque administrar correctamente los datos de nuestro negocio gastronómico nos ayuda a predecir con más exactitud aspectos tan importantes como los gustos y necesidades de nuestra clientela, el éxito de un plato o la previsión de ventas, entre otros.

Entonces, si quieres aumentar tus ventas, no dudes en recopilar la información que puedas, siempre dentro de los límites legales establecidos. Y sobre todo, asegúrate de gestionarla correctamente. En Manageat podemos ayudarte con Trackeat, nuestra herramienta para la gestión de datos.

Un CRM para restaurantes será, por otro lado, ideal para manejar y sacar partido a los datos de tus clientes. No dudes en implantarlo.

En suma,

  • Hazte con las herramientas necesarias para la gestión de datos.
  • Si aún no lo haces, comienza a recopilar datos sobre tu negocio.

5. Administra correctamente las reservas

Otro agujero por el que se van tus oportunidades de aumentar las ventas del restaurante es una deficiente gestión de las reservas. Está claro que la restauración sufre, por lo general, de una fuerte estacionalidad. Pero precisamente ahí es donde debemos poner cuidado para no perder ni una sola reserva. Imprescindible un buen programa de gestión. Esencial, mantener abiertos y disponibles todos los canales de reserva (teléfono, web, whatsapp, email, etc.), y atenderlos, claro. Muy aconsejable, manejar los overbooking o los walk-in con visión de futuro. Es decir, no porque estemos llenos hay que desentenderse de esos potenciales clientes. Aquí es de nuevo importante la actitud y la formación de los empleados.

En definitiva,

  • Utiliza un buen programa de gestión de reservas.
  • Atiende adecuadamente tus canales, incluido el walk-in.

6. Optimiza el tiempo y el espacio

Ya hemos hablado de lo necesario que es optimizar el tiempo de servicio, si pretendes sentar más comensales en tus mesas. Desde el punto de vista de la satisfacción del cliente, este tiempo también influye y mucho en su percepción de tu negocio, y por lo tanto, en tus posibles ventas.

Por otro lado, la distribución del espacio es igualmente un factor que no se puede dejar de lado. Si todas tus mesas son de 6 personas, en San Valentín preparáte para vender menos asientos. Resulta fundamental saber distribuir el espacio y las mesas adecuadamente, y para ello, nos servirá de mucho la previsión de las reservas, como decíamos más arriba.

En dos palabras,

  • Mejora el tiempo de servicio.
  • Optimiza la distribución de tus salones.

7. Aumenta tu presencia online

Esencial en nuestros días. Si de veras quieres aumentar tus ingresos, necesitas abrirte al mercado virtual. Por ello, si aún no tienes web, tendrás que ponerte manos a la obra. Las redes sociales, por otro lado, te ayudarán a darte a conocer y a captar nuevos clientes muy posiblemente.

Una vez que tengas esto, no está de más lanzar alguna campaña de Google Ads o Facebook Ads. Se paga por clic, con lo cual la inversión será la que tú marques.

Para resumir,

  • Crea o mejora tu web y redes sociales.
  • Lanza alguna campaña de anuncios.

maximizar las ventas online de un restaurante

8. Prueba con el take away y el delivery

Para empezar, comienza con el take away. Por ejemplo, ofreciendo algún producto especial (un postre o dulce especialidad de la casa, o un menú cerrado para recoger en el restaurante, por ejemplo). O si lo prefieres, prueba con bonos regalo por importe o con menús específicos. Bien hecho, todo sirve.

Y si ves que este segmento te está aportando beneficios, entonces es hora de que te plantees la opción del delivery. Con tu propia flota, si la tienes, o a través de alguno de los grandes intermediarios. Como hemos podido constatar en estos tiempos, la comida para llevar ha sido la salvación de muchos negocios gastronómicos. Así, también puede ser una oportunidad excepcional para solucionar la temporada baja. O incluso para los horarios de menor venta en sala, es decir, aquellos en que no tenemos siquiera abierto. Un impedimento para esto puede ser el de acoplar los horarios del personal, pero todo es cuestión de probar y de instaurar nuevos turnos de trabajo. Si hay pedidos, merecerá la pena el esfuerzo.

En resumidas cuentas,

  • Sugiere a tus clientes y en tu web algunos productos para llevar.
  • Y si funciona, entonces piensa en el delivery.

9. Potencia tu imagen

Para aumentar las ventas de tu restaurante, por descontado que tienes que tener una buena imagen. Si no es así, a la larga esta situación acabará por afectar a tu negocio. Por ello, es muy importante potenciar el branding de tu empresa, que la gente reconozca tu restaurante con facilidad, y sobre todo que lo recuerden. Puesto que si desean recomendarte, hagamos que les quede algo en el recuerdo que sirva para identificarte.

Por otro lado, es esencial labrarse una buena reputación online. Para ello, además de interactuar cordialmente con tus seguidores en redes sociales, es imprescindible responder a todos los comentarios y críticas de una manera cortés, educada y agradecida. Incluso cuando esos reviews no sean muy positivos. Ten en cuenta que Internet es el mayor escaparate para tu negocio. Y que de manera más o menos directa es una fuente inagotable de captación de posibles clientes, así como también de posibles detractores. Así, pon cuidado en gestionar la reputación online de tu restaurante correctamente.

En fin,

  • Potencia tu branding.
  • Gestiona tu reputación online.

10. Ofrece experiencias completas

El cliente de hoy en día, cada vez más informado y exigente, no solo elige tu restaurante para ir a comer, sino también para vivir toda una experiencia sensorial. Puede que el sentido del gusto sea el más sugestionado y por el que más debamos preocuparnos, claro está. Pero no podemos descuidar los otros. El ambiente, la calidez del lugar, su diseño, la música de fondo, hasta el tacto de la carta o del mantel… Todo influye en la satisfacción del cliente. Y cuidado porque lo negativo lo hace de manera más contundente que lo positivo: las voces del personal, el excesivo olor a cocina, el convoy manchado de aceite…

En conclusión,

  • Esfuérzate en ofrecer verdaderas experiencias a tus clientes
  • Y prepárate para triunfar.

Desde Manageat confiamos en que este post pueda resultarte útil en el día a día de tu restaurante. En el próximo artículo hablaremos del fantástico mundo del metaverso y sus posibles aplicaciones en la gastronomía. ¡No te lo pierdas!