Comfort food en F & B, una buena receta para mejorar la experiencia del cliente tu hotel

Comfort food en F & B de hotel

En el competitivo mundo del turismo y la hostelería, los hoteles no cesan en su empeño constante por encontrar formas innovadoras de atraer a nuevos clientes ofreciéndoles experiencias mejoradas y más completas. O al menos eso es lo que deberían hacer. Uno de los aspectos más importantes para una cantidad nada desdeñable de viajeros es la oferta gastronómica ofrecida por el alojamiento. Y es aquí donde entra la comfort food en F & B, pues bien implementada puede marcar la diferencia.

Aunque en nuestros días la sobreoferta, la innovación, la tecnología, el veganismo, los nuevos ingredientes, etc., parece que nos llevan en dirección contraria a este tipo de comida, en la gastronomía también puede haber ciclos (como en moda o en economía). Y al igual que el éxodo a las ciudades y el abandono de los pueblos fue hace unos años la corriente dominante, hoy en día cada vez son más los que vuelven al mundo rural a disfrutar de mayor calidad de vida. La “comida reconfortante” tiene un atractivo universal e incluso atemporal. Si se introduce de manera creativa en la oferta gastronómica de F & B, puede convertirse en un potente imán para aumentar el rendimiento del departamento. Te lo contamos en Manageat.

Departamento de F & B de un hotel

Qué es la comfort food

La comida reconfortante o comfort food hace referencia a platos tradicionales que pueden evocar en el comensal ciertos sentimientos de nostalgia, satisfacción o bienestar. Estos alimentos, pero sobre todo, platos ya cocinados, suelen recordarnos momentos u ocasiones felices, tanto en el tiempo como en el espacio. Aunque la realidad es que este concepto tiene numerosas connotaciones, para todos los gustos. Si te interesa profundizar en ello, no te pierdas nuestro artículo sobre el tema.

Lo cierto es que los platos que se encuadran dentro de la comfort food tienen en común algo muy especial, pues bien parece que además de nutrir nuestro cuerpo, también nos alimentan el alma. Toda una experiencia que puede ser muy interesante para el departamento de F & B de un alojamiento y para sus clientes.

La importancia de la comfort food en F & B

A la hora de elegir hotel, gran parte de los huéspedes no sólo buscan un lugar para descansar, sino también una experiencia que les sorprenda e incluso, que les haga sentir como en casa. La oferta gastronómica podría convertirse en un aspecto fundamental de dicha experiencia. Esto es, una buena estrategia e implementación de comfort food en F & B podrá marcar la diferencia.

Es común que el viajero, cuando sale, busque vivir experiencias nuevas, pero también, experiencias ya conocidas que le hagan sentir bien. Una oferta bien estudiada que dé lugar a una carta con platos tradicionales pero con el toque personal del chef es tener el éxito casi asegurado. Al ofrecer platos reconfortantes y recetas familiares, pero con ese matiz sorprendente y ese twist de sabor, el departamento de F & B de estos hoteles estará sumando puntos a su favor. Pues conseguirán sorprender gratamente a sus huéspedes, al tiempo que crearán una conexión emocional con ellos.

Comfort food en F & B

Cómo implementarla en la carta de tu hotel

Antes de implementar la comfort food en F & B, éstos son algunos de los aspectos que habría que tener en cuenta:

Investigación previa

Antes de incorporar platos de comfort food en el menú de tu hotel, es crucial estudiar los gustos y preferencias de tu cliente tipo. Pero también, sería adecuado investigar sobre las recetas tradicionales de la zona y los productos más típicos, y que pueden identificarnos gastronómicamente entre potenciales clientes. La red española de Paradores suele ofrecer en sus establecimientos platos típicos que varían según el destino y que pueden encuadrarse, sin duda, dentro de lo que conocemos como comfort food.

Creatividad

Si bien la comfort food se basa normalmente en recetas tradicionales, eso no significa que no se permita la creatividad, tanto en la preparación como en la presentación. Experimentar con la estética del plato, elegir el OS&E adecuado, y, en definitiva, dar rienda suelta a la imaginación y el arte culinario puede ser muy positivo a la hora de atraer nuevos clientes y fidelizar los que ya existen.

Productos de cercanía y de calidad

Aunque la comfort food se asocia con platos sencillos y caseros, eso no significa que haya que escatimar en cuanto a calidad de los ingredientes. Lo ideal es utilizar productos frescos y locales siempre que sea posible. Y, ¿por qué no?, incluir opciones orgánicas y sostenibles para agregar un poco más de gancho a la nueva oferta gastronómica de tu hotel.

Promoción, marketing y storytelling

Una vez que hayas incorporado la comfort food en F & B, asegúrate de darle la visibilidad y promoción necesarias. Además de las redes, las estrategias de marketing y el tradicional e infalible boca a boca. te aconsejamos que le pongas un poquito de storytelling a tus nuevas creaciones.

Menu

Beneficios

Aumento de las ventas

En general, la comfort food en F & B suele tener una gran aceptación entre los huéspedes. Si además ha sido bien implementada, manteniendo el concepto del establecimiento, y por supuesto, la calidad, y además, ofrece una dosis de novedad y sorpresa, el éxito debería tardar poco en llegar. Lo que puede traducirse en un aumento significativo de las ventas en el restaurante del hotel.

Fidelización de clientes

Una carta con una oferta fiel a la tradición culinaria de la zona, con el toque y las novedades de cada chef, puede ser todo un acierto a la hora de conseguir clientes más fieles. No sólo en el restaurante, sino también en el propio hotel. Un lugar en el que los huéspedes se sientan como en casa (también en su restaurante) será un incentivo más para que vuelvan y además recomienden tu hotel.

Diferenciación

En un mercado en donde destaca la sobreoferta y una demanda ciertamente exigente, no está de más plantearse nuevos retos. Si a esto le añadimos que, en ocasiones, el departamento de alimentos y bebidas podría tener más potencial y un mejor rendimiento con respecto al alojamiento, entonces la incorporación de comfort food en F & B se presenta como un elemento con posibilidades para hacer destacar al hotel entre la competencia.

*****

Insistamos, una vez más y para terminar, en que bien implementado, todo vale. Por ello, la comfort food en F & B puede ser una poderosa herramienta para dar un giro a las ventas de tu hotel y mejorar la experiencia general de tus huéspedes. Ponle ganas, creatividad y si necesitas inspiración, ya sabes, estamos aquí para acompañarte en tu aventura gastronómica.

No te pierdas nuestros consejos, ideas y tendencias sobre el mundo de la gestión gastronómica. ¡Suscríbete a nuestra newsletter!

El Libro Blanco de MANAGEAT

IDEAS Y CONSEJOS PARA AFRONTAR LA GESTIÓN DE TU NEGOCIO GASTRONÓMICO

Desde Manageat esperamos que este artículo haya sido de tu interés. Si necesitas el apoyo de expertos, te ofrecemos una primera entrevista sin coste. Te esperamos.

Newsletter

No te pierdas lo último en tendencias de restauración y gastronomía. Suscríbete a nuestro Newsletter.